Las 5 mejores bicicletas eléctricas Moma de 2021– Comparativa y análisis

Con sede en Barcelona, el fabricante español Moma Bikes lleva más de 15 años en el sector, y en ese tiempo se ha hecho conocido por ofrecer productos con una excelente relación calidad-precio y por dar garantía de por vida en el cuadro de sus bicicletas… Si se te rompe, ¡te dan uno nuevo!

En su catálogo de eléctricas se pueden encontrar urbanas, de paseo y de montaña, estando la mayoría de ellas en las listas de las más vendidas. Además, equipa sus bicicletas con componentes de marcas top como Shimano o Kenda.

Si estás dándole vueltas a comprarte una bici Moma eléctrica pero no sabes si son fiables, no te aclaras con los modelos o dudas cual puede cubrir mejor tus necesidades, en este artículo analizamos las 5 mejores bicicletas Moma eléctricas, las comparamos y te decimos los pros y los contras de cada una, para que te sea sencillo escoger la que mejor vaya contigo.

Las 5 mejores e-bikes Moma de 2021

Entre las seleccionadas encontrarás eléctricas urbanas, de paseo y de montaña.

5. Moma e-bike 26.2

Eléctrica de paseo con estética retro.

Moma ha hecho un esfuerzo importante para mejorar su e-bike de 26 pulgadas y que siga siendo la referencia entre las eléctricas de paseo para los que buscan una bicicleta con estética retro. 

Su estructura de aluminio la hacen resistente y duradera. Aunque no podemos decir que sea ligera, sus 20 kg de peso se notan cuando se conduce sin asistencia eléctrica. 

La comodidad de marcha es un aspecto importante en las bicicletas de paseo, y la Moma e-bike 26.2 no se queda atrás en este apartado: suspensión delantera Zoom, que hace que baches y pequeños bordillos no sean una tortura para los riñones; buen mullido del asiento para poder pasar horas encima sin sentir molestias y portabultos trasero para cargar lo que quieras o montar una silla porta-bebé.

Para que el conductor pueda adaptarse al recorrido dispone de cambio Shimano Tx-31 de 7 velocidades, con piñón y mando de accionamiento de la misma marca que realiza el cambio entre marchas bastante rápido y engrana con precisión.

En la parte eléctrica monta un motor sin escobillas de 250W alimentado por una batería que según datos de la marca proporciona una autonomía cercana a los 80 km… En nuestras mediciones alcanzó unos 65 km con una sola carga, más que suficiente para dar largos paseos o incluso ir y volver al pueblo de al lado si se utiliza fuera de la ciudad.

Los frenos son uno de los puntos fuertes de esta e-bike: discos hidráulicos delanteros y traseros que la detienen en pocos metros y responden muy bien en cualquier tipo de superficie. En el manillar cuenta con una pantalla LCD que informa de la velocidad, distancia recorrida, nivel de asistencia y de la batería que tiene un tamaño correcto y se ve bien.

Pros:
  • Excelente sistema de frenos poco habitual en este tipo de bicicletas.

  • Buena autonomía de la batería.

  • Fácil y cómoda de conducir.

Contras:
  • No es una eléctrica ligera.

  • No trae manual de instrucciones en papel.


4. Moma e-bike 28 Pro

Autonomía sobresaliente para pasear sin límite.

Moma ha renovado recientemente parte de su gama de bicicletas eléctricas y una de sus novedades más destacadas es esta Moma e-bike 28 Pro: una eléctrica para pasear o para hacer trekking con estilo “urban” y con la que podrás llegar donde quieras gracias a su gran autonomía.

Tiene una estética urbana y elegante, está fabricada en aluminio y monta ruedas de 28 pulgadas… así que no, no es pequeña, pero gracias a que se puede ajustar la altura del manillar y del asiento, la pueden usar personas de cualquier estatura, tanto hombres como mujeres.

En llano se rueda fácil, pero si te encuentras cuestas, la gran potencia de su motor y el cambio Shimano TX-31 de 7 velocidades harán que subas sin mucho esfuerzo aunque la pendiente sea muy pronunciada. ¡Empuja de lo lindo!

La batería extraíble es quizá lo más destacado de esta eléctrica: va integrada en el cuadro, lo que ayuda a distribuir el peso de manera uniforme; rinde una autonomía extraordinaria, ¡casi 120 km!, lo normal será que te aguante varias salidas antes de que necesites cargarla. Eso sí, para hacerlo deberás sacarla del cuadro, no se puede cargar cuando está dentro de la bicicleta.

La pantalla que tiene en la zona central del manillar te mantiene informado de la distancia recorrida, la velocidad, el modo de conducción (tiene 4), nivel de batería, etc, y al ser de gran tamaño se ve realmente bien.

Es una bicicleta cómoda y gracias a la horquilla delantera apenas se notan las típicas irregularidades del terreno. El asiento no es muy mullido, así que cuando vayas a hacer salidas largas, sería interesante que le pusieras un funda de gel al sillín.

De serie viene bien equipada: guardabarros en ambas ruedas, portaobjetos, timbre y caballete… No se echa en falta nada.

Monta frenos de disco hidráulicos delanteros y traseros que frenan la bici con solvencia en cualquier situación y le van como anillo al dedo a esta eléctrica.

Pros:
  • Excelente autonomía, cercana a los 120 km.

  • Motor eléctrico potente.

  • Se adapta a la altura de cualquier adulto.

  • Frenos de disco hidráulicos delanteros y traseros.

Contras:
  • El sillín tiene poco acolchado.


3. Moma E-bike 20.2

Urbana plegable para uso diario con buena relación calidad-precio.

Si buscas una eléctrica para tus desplazamientos del día a día, ir al trabajo, la universidad, etc, pero las de 1.000€ se te van del presupuesto, la Moma e-bike 20.2 puede ser la que estás buscando.

Es la versión mejorada de la e-bike 20, en la que se han realizado pequeños cambios enfocados en mejorar la experiencia de usuario, y de paso hacerla más fiable y duradera.

Aunque el conjunto no es muy pesado, unos 18 kg, cuando la plegamos no es cómoda de llevar y algunas personas tendrán que usar ambas manos para subirla al portal, el coche o el transporte público.

Al tener ruedas relativamente pequeñas -20 pulgadas- y el centro de gravedad bajo, tiene una buena maniobrabilidad y resulta sencillo sortear obstáculos, subir y bajar bordillos, rampas, etc. A ello también ayuda la suspensión delantera, que aunque no es de las más sofisticadas, hace la conducción más cómoda.

La batería, que es extraíble, según la marca rinde una autonomía de 80 km, pero hay que tener en cuenta que se refiere a unas condiciones muy concretas que no siempre se corresponden con las que nos solemos encontrar en el día a día. En nuestras pruebas hicimos unos 65 km con una sola carga, que, para casi todos será suficiente para ir y volver al trabajo de lunes a viernes. El cargador que se suministra es de carga rápida y tarda unas 4 horas en completar la carga desde vacío. 

En la parte izquierda del manillar dispone de un sencillo dial desde el que se puede seleccionar entre los 3 niveles de asistencia del motor y ver la batería restante. En el lado derecho, está el mando de accionamiento del cambio Shimano TY-18 de 7 velocidades, que combinado con la asistencia eléctrica ayudan mucho al ciclista cuando el recorrido se pone difícil y comienza a “picar” hacia arriba.

El sillín (poco mullido) y los puños del manillar son de cuero marrón. Los frenos son del tipo V-Brake y  frenan bien la bicicleta aunque no son lo mejor de esta eléctrica.

El equipamiento lo completan las luces led delanteras y traseras, el timbre, el portaobjetos y el caballete… Está bastante bien para lo que cuesta y por eso, es una alternativa interesante si no te quieres rascar mucho el bolsillo.

Pros:
  • Buena relación calidad-precio.

  • Autonomía suficiente para el día a día.

  • Carga rápida de la batería (4 horas).

Contras:
  • No es cómodo transportarla plegada.

  • Sillín poco mullido.


2. Moma E-16 Teen

Lo mejor de Moma para conquistar a diario la ciudad.

Solo hay que verla para saber que está pensada para recorrer las calles de la ciudad… Moderna, dinámica, ágil, juvenil y con una autonomía que hará que te olvides de tener que cargarla a diario.

Gran parte de sus componentes son de aluminio, incluidas las llantas de 16 pulgadas, medida ideal para bicis urbanas y que también montan las míticas Brompton. Lo único malo de ese tamaño es que en zonas muy bacheadas los neumáticos sufren, por ello se deben llevar siempre con la presión de aire indicada por el fabricante. 

Es compacta y en este caso todo son ventajas: por una parte, al ser ajustables el manillar y el sillín se adapta a usuarios con estaturas entre 1,55 y 1,90 metros… por otra, a la hora de guardarla, cabe en cualquier rincón. Además, con 17 kg de peso, -es la más ligera de la marca- no será un problema cargarla plegada.

Para plegar la Moma E-16 Teen solo hay que accionar dos bisagras: la del cuadro y la del manillar… al hacerlo la bici se pliega sobre sí misma y queda en unas dimensiones de 80x68x30 cm, tamaño muy reducido que permite meterla en el ascensor o en maletero del coche, subirla a la oficina o al transporte público.

Al tener un perfil eminentemente urbano, no dispone de cambio de marchas. El motor de 250W está situado en el eje de la rueda trasera y su potencia se puede ajustar en 3 niveles desde un display en el manillar. La batería, se encuentra alojada en el interior del cuadro, mejorando así la distribución de pesos. Puede extraerse para su carga que se completa en unas 4 horas.

¿La autonomía? Cercana a los 50 km… Es muy buena para una urbana pura, y como hemos dicho al principio, no necesitarás cargarla a diario. 

Algo muy práctico es que en el cuadro dispone de una toma usb en la que podrás cargar tu teléfono móvil mientras la conduces. Para ver y ser vistos de noche dispone de un foco led en la parte delantera.

Por último, los frenos de alumino tipo V-Brake, tienen un funcionamiento correcto y transmiten sensación de seguridad en la frenada incluso cuando el terreno está húmedo o mojado.

Pros:
  • La más ligera de Moma: 17 kg.

  • Sistema de plegado práctico y sencillo.

  • Buena prestaciones del motor y autonomía de la batería.

  • Puerto Usb en el cuadro desde el que se puede cargar el móvil.

Contras:
  • En zonas bacheadas los neumáticos pueden sufrir.

  • No dispone de cambio de marchas.


1. Moma E-MTB Full Suspension

Una todoterreno muy completa y al mejor precio.

En la nueva gama de bicicletas eléctricas que Moma acaba de lanzar al mercado destaca la E-MTB Full Suspension: una eléctrica de calidad, polivalente, muy completa y con un precio que no asusta.

La mayoría de componentes de la bicicleta están fabricados en aluminio y está preparada para aguantar duras rutas de montaña e incluso descensos por pistas rápidas de tierra. Además de sólida y resistente, es ligera: 20 kg no es excesivo para una E-MTB y menos si es eléctrica.

Se puede elegir entre 2 medidas de rueda, 27,2 y 29 pulgadas: ambas se desenvuelven muy bien, pero la eléctrica Moma e-mtb de 29 es más indicada para rutas largas. Están disponibles en 2 tallas, M-L y L-XL, la primera para personas con una estatura de entre 1,65 y 1,80 metros y la segunda para usuarios de entre 1,80 y 2 metros. 

En cuanto a la parte eléctrica, monta un potente motor de 250W en la rueda trasera y una batería integrada en el cuadro de 624 Wh. Gracias a esta, cuando se le da un uso enfocado al mountain bike puro, se pueden hacen unos 80 km. En rutas más urbanas, se pueden alcanzar 100 km con una sola carga de batería. Números muy buenos y que la ponen a la altura de las más caras del mercado en este apartado.

Otro atractivo de esta bicicleta es su doble suspensión: horquilla delantera hidráulica suntour de 120 mm de recorrido, regulable y con bloqueo, y amortiguador trasero que se puede ajustar en altura. No es la mejor que hemos probado pero funciona bastante bien.

Mención especial merecen los frenos: discos hidráulicos en ambas ruedas que funcionan de maravilla y la detienen en pocos metros… Son una garantía en cualquier situación. Y el cambio, RD-M310L de 24 velocidades firmado por Shimano tiene un funcionamiento correcto y da mucho juego ayudado por los 4 niveles de asistencia del motor.

La tija del sillín es telescópica, y va muy bien para ajustar su altura rápidamente en los descensos. El asiento es un poco duro y en salidas largas puede resultar algo molesto. En ruta, una pequeña pantalla situada en la parte izquierda del manillar facilita datos como la velocidad, la distancia, el estado de la batería y permite seleccionar el modo de conducción… no es de gran tamaño pero se ve muy bien.

Los quieran una E-MTB más sencilla pueden optar este modeloTiene prácticamente las mismas características aunque prescinde de la amortiguación en la rueda trasera y es aún más económica.

Pros:
  • Precio económico para una E-MTB.

  • Muy buena autonomía.

  • El rendimiento del sistema de frenos hidráulico.

  • Doble sistema de suspensión.

Contras:
  • Asiento con poco mullido.


Comparativa bicicletas eléctricas Moma Bikes

Hemos confeccionado esta tabla con las características más importantes para que puedas compararlas de un simple vistazo.

*NOTA: Si lo veis en el móvil, desplazaos con el dedo para ver todo el contenido de la tabla.

ModeloTipoTamaño ruedasAltura recom.AutonomíaPesoPrecio

5. Moma e.bike 26.2
De paseo26"De 1,55 a 1,85 metros65 km.20 kg. Ver Precio

4. Moma e-bike 28 Pro
De paseo28"De 1,60 a 190 metros120 km.20 kg. Ver Precio

3. Moma e-bike 20.2
Urbana plegable20"De 1.55 a 1.80 metros65 km.18 kg. Ver Precio

2. Moma E-16 Teen
Urbana plegable16"De 1.55 a 1.90 metros50 km.17 kg. Ver Precio

1. Moma E-MTB Full Susp.
De montaña27.2" y 29"27.2" de 1,65 a 1,80 m
29" de 1,80 a 2 m
100 km.20 kg. Ver Precio

Nuestra recomendación

A continuación te mostramos nuestra elección para los que buscan conquistar la ciudad.

Mejor bicicleta eléctrica plegable Moma: Moma E-16 Teen

En este apartado, de los modelos plegables de la marca nos decantamos claramente por la Moma E-16 Teen. Lo tiene todo para triunfar entre los más urbanitas:

Es una eléctrica ligera, 17 kg no resultan pesados de llevar cuando toca cargar la bicicleta. Moverse con ella por la ciudad es un gusto gracias a su diseño y al tamaño de sus ruedas, que hacen que la bicicleta tenga una buena maniobrabilidad y que resulte cómoda y sencilla de conducir.

El motor y la batería rinden muy bien: con el nivel de asistencia más potente de los 3 de los que dispone es capaz de subir casi cualquier pendiente con solvencia. La autonomía de la batería permite al propietario despreocuparse de tener que cargar la batería a diario, ¡Puede durar 3 o 4 días!

A la hora de guardarla plegada, cabe en cualquier sitio… Perfecta para los que tiene problemas de espacio en casa y no se pueden permitir una bicicleta que les ocupe demasiado. Si eres de los necesitan tener su teléfono móvil siempre disponible y no se pueden permitir quedarse sin batería, dispone de un puerto Usb en la que lo puedes cargar mientras vas al trabajo o regresas a casa, y aunque no lo puedas utilizar en ruta, al menos te aseguras no quedarte sin batería.

Si buscas una e-bike urbana con cambio de marchas, esta no es tu eléctrica,  y aunque gracias a la potencia de su motor se defiende bien en las pendientes, que pensada para trayectos más bien llanos.


Opiniones de los usuarios de eléctricas Moma Bikes

Si revisas con atención las reviews de los compradores y usuarios de los muchos modelos de eléctricas que Moma tiene en el mercado, te das cuenta que al margen de preferencias y gustos, se repite una frase entre la mayoría de ellos:

EXCELENTE RELACIÓN CALIDAD-PRECIO

Y es que si algo hace bien Moma es poner a disposición de los usuarios productos bien acabados, duraderos y con un precio ajustado, haciéndolos accesibles a personas que no pueden o no quieren gastarse un dineral en su bicicleta eléctrica.

Por eso las e-bikes de la marca española están entre las más vendidas en nuestro país y se exportan a media Europa donde igualmente consiguen buenas cifras de ventas. 

Quizá te puede interesar

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

 

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 4 Promedio: 5)

1 comentario en “Las 5 mejores bicicletas eléctricas Moma de 2021– Comparativa y análisis”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba